Los derechos de las personas cuidadoras

Actualizado: 20 abr



Como resultado de la responsabilidad que acepto conscientemente hacia las personas a quienes cuido, debo aceptar también responsabilidad para conmigo mismo/a.

Por estas razones, es muy importante que aprenda y ponga en práctica estos derechos:


El derecho a cuidar de mí mismo/a, dedicando tiempo y haciendo actividades simplemente para mí sin sentimientos de culpa

  • El derecho a mantener facetas de mi propia vida que no incluyan a la persona a la que cuido

  • El derecho a experimentar sentimientos negativos (tristeza, rabia o enfado) por ver enfermo o estar perdiendo a un ser querido

  • El derecho a resolver por mí mismo/a aquello que sea capaz

  • El derecho a preguntar y pedir ayuda a otras personas para resolver aquello que no comprenda, reconociendo mis límites

  • El derecho a ser tratado/a con respeto por aquellos a quien solicito consejo y ayuda

  • El derecho a cometer errores y ser disculpado/a por ello

  • El derecho a ser reconocido/a como miembro valioso y fundamental de mi familia incluso cuando mis puntos de vista sean distintos

  • El derecho a quererme a mí mismo/a y admitir que hago lo humanamente posible.

  • El derecho a aprender y a disponer del tiempo necesario para aprenderlo.

  • El derecho a admitir y expresar sentimientos, tanto positivos como negativos

  • El derecho a decir “no” ante peticiones exageradas de otras personas.

  • El derecho a seguir desarrollando mi propia vida y disfrutando de ella

  • El derecho a rechazar cualquier intento que haga la persona cuidada para manipularme haciéndome sentir culpable o deprimido/a

  • El derecho a ser yo mismo/a…

¿Añadirías algún derecho más?


84 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo